La clínica del ISSSTE de Unión Hidalgo, Oaxaca, se inauguró en el 2006, pero desde el 2015 no opera por falta de equipo y personal.

Exigen apertura de clínica del ISSSTE que ha estado cerrada y abandonada desde hace 6 años

Unión Hidalgo, Oax.- Un candado en el portón principal avisa que está cerrada. La clínica del ISSSTE de Unión Hidalgo, Oaxaca, se inauguró en el 2006, pero desde el 2015 no opera por falta de equipo y personal, y aunque las autoridades oficiales señalan que está en construcción, los ciudadanos aseguran que mintieron y a través de un amparo, que ya se admitió por el juez séptimo de distrito exigen su apertura, que es vital en esta pandemia donde todos los días hay muertes por falta de atención médica.

En esta localidad zapoteca del Istmo de Tehuantepec habitan 15 mil personas y solo existe una unidad básica de salud estatal, donde las quejas por la falta de medicinas son una constante. Esta clínica del ISSSTE vendría a convertirse en un alivio para las familias.

“Todo es confuso”

Asegura el abogado Edward Martín Regalado, promotor del amparo ciudadano, quién señala que por un lado, las autoridades, a través del portal de transparencia le informaron que dicha unidad está en construcción y por otro, el pasado 13 de agosto, sin avisar y en total discreción, el director general del ISSSTE, Luis Antonio Ramírez, recorrió las instalaciones y admitió que desde hace tres años está abandonada tras su construcción y  se comprometió a equipar sin decir fecha.

En el catálogo de clínicas del ISSSTE, está unidad aparece como abierta y en operación, es decir, recibe un presupuesto anual que hasta el momento no se sabe ni de cuánto es ni a donde va a parar.

El abogado dijo que el amparo que fue firmado por aproximadamente una centena de ciudadanos ya tuvo eco, y aunque el gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat Hinojosa, se ha negado a firmar, las autoridades de salud estatal ya saben que hay una demanda que exige su funcionamiento.

Lamentó que la falta de una clínica en la comunidad sea un motivo de muerte para muchas personas y un calvario para sus familiares, pues en las madrugadas no hay quién atienda una emergencia de salud y el hospital más cercano, que se ubica a 30 minutos en Juchitán Oaxaca, está saturado.

Edward Martín Regalado admitió que la actitud activa del pueblo en los amparos ha dado cuenta de  resultados. Por ejemplo, gracias a un amparo, las vacunas anti-Covid llegaron a la comunidad y también más de 300 personas reconstruyeron sus viviendas afectadas por el sismo del 2017.

Indicó que según datos obtenidos, en el 2016 autorizaron 12.4 millones para reconstruirlo. No obstante, sostuvo que dicho recurso ha sido poco transparente, pues a la fecha, solo existe un cascarón porque adentro no hay nada, no hay equipo, ni insumos y mucho menos personal.

“Toda la información no coincide, entre ellos mismos se engañan y eso es lamentable, los ciudadanos de Unión Hidalgo, lo que deseamos es que esta clínica brinde servicios a la salud, que dé medicinas, que atienda a la gente que lo requiera, es una urgencia”, reiteró.
0 0 votes
Article Rating
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments